El estrés y las amas de casa.

El estrés y las amas de casa.

Las amas de casa están expuestas el mayor tiempo al estrés ya que desde que amanece hasta que anochece están pendientes de los hijos, el trabajo, las labores del hogar y diversas cosas más.
El estrés aparece cuando sentimos que las demandas exceden nuestras posibilidades. Y uno de los primeros errores que comete cualquier persona estresada, y en este caso las madres, es descuidar su alimentación. Sin embargo, debes saber que en momentos de estrés, una buena nutrición es fundamental. ¿Por qué? Porque una mala alimentación te hace más vulnerable frente al estrés ya que empeora sus síntomas (fatiga, irritabilidad, ansiedad, problemas digestivos, tensión muscular, etc.). Mientras que una buena alimentación aumenta la capacidad de rendimiento para enfrentar el estrés y otorga excelente beneficios en el organismo.

A continuación te hago mención de unos tips para cuidar te del estrés a través de tu alimentación:

• Desayunar todas las mañana

En ocasiones ocurre que no tienes ni apetito ni tiempo de desayunar. Pero recuerda que el desayuno es la comida más importante del día, es la primera fuente de energía y nutrientes para tu cuerpo.

Está demostrado que un buen desayuno:

– mejora el rendimiento físico e intelectual.
– reduce la fatiga durante el día.
– disminuye el riesgo de sobrepeso.
– predispone a un mejor estado de ánimo.
– evita el nerviosismo e irritabilidad.
– aumenta la concentración y la memoria.

Desayunar no es una opción, es tu primera obligación. Si eres de esas personas que esta a las carreras te recomiendo que te levantes unos minutos antes de la hora que acostumbras y/o prepara algo sencillo pero nutritivo, come algunas frutas, pan o cereales integrales, leche o yogur… y estarás lista para comenzar el día!

• Beber abundante agua.

Una mínima deshidratación influye en tu capacidad de atención, tu coordinación y memoria. Beber lo necesario es especialmente importante. Puede ser agua, jugos, infusiones o caldos de verduras. Bebe un vaso con agua al levantarte de modo de comenzar el día bien hidratada y continúa bebiendo durante el día hasta completar, por lo menos, dos litro.

• Evitar consumo de alimentos dulces.

Para compensar el estrés, muchas veces recurrimos a dulces, chocolates, postres, golosinas… Debes saber que el consumo de estos alimentos con alto contenido de azúcar provoca luego mayor fatiga, apetito y estrés. ¿Por qué? Al descender, al cabo de unas horas, el nivel de azúcar en sangre se produce una descarga de “hormonas del estrés” como el cortisol.

Opta por los endulzantes naturales para endulzar tus alimentos y bebidas. Calma tu necesidad de dulces con frutas frescas o deshidratadas, cereales integrales como la granola mezclados con yogur.
Con estos sencillos tips tu estrés disminuirá y podrás disfrutar de una buena salud, y armonía personal y familiar.

Sigue estos consejos, te aseguro que te harán sentir bien durante todo el día.

 

 

 

 

 Ten el Control de la nutrición de tu familia y disminuye el estrés de manera fácil, nosotros te ayudamos. Contactanos!!!

L.N. Noe Fernando Gomez Jimenez / nutriologo6@shop-food.com / http://www.shop-food.com/Noe
   

 

Haz tu Cita Nutricional

 

Publicado en Amas de Casa y etiquetado .

Requieres cualquier asistencia, contáctanos para ayudarte en lo que necesites

Deja un comentario